NIEGAN LA ENTRADA A MISIONEROS POLACOS.

Obispos denuncian limitaciones a la libertad religiosa en Bielorrusia

La Conferencia de Obispos de Bielorrusia aseveraron que "cada vez se está haciendo más difícil" a los sacerdotes extranjeros ingresar al país, e indicaron que no existe ninguna emisora religiosa a pesar de varios intentos de registro, como ocurrió con la cadena internacional Radio María. 

La Conferencia de Obispos de Bielorrusia denunciaron las limitaciones recientes a la libertad religiosa en el país europeo, dado que "cada vez se está haciendo más difícil a los sacerdotes foráneos venir a Bielorrusia", como ocurrió con la negativa de ingreso al país de dos sacerdotes polacos invitados por la Iglesia. En 2013, el sacerdote Vladislav Lazar fue arrestado por 6 meses al ser acusado de supuesto espionaje, mientras que en 2014, el gobierno revocó el permiso de realizar actividades religiosas al sacerdote polaco Roman Schulz tras siete años de apostolado en el país, pero lograron que siguiera sirviendo en una parroquia,  

El Plenipotenciario para los Asuntos Religiosos y Éticos del país, criticó la labor de los sacerdotes y acusó sin detalles a clérigos no determinados el llevar a cabo un trabajo "destructivo". Frente a ello, los prelados ofrecieron detalles sobre la misión de la Iglesia y pidieron una reunión con el Plenipotenciario. El vocero de la Conferencia de Obispos, Yuri Sanko, declaró a Forum 18, la organización noruega que promueve la libertad religiosa en el mundo, que "no tiene sentido reaccionar vigorosamente".

Asimismo, Forum 18 denunció que en el país no existe ninguna emisora religiosa a pesar de varios intentos de registro, como ocurrió con Radio María. El arzobispo de Minsk y Mogilev, Tadeusz Kondrusiewicz, explicó los obstáculos administrativos interpuestos a la iniciativa. "El Ministerio de Justicia nos dijo que estos son asuntos religiosos, que van al Comité para los Asuntos Religiosos y Éticos. Esta entidad registra a las organizaciones religiosas que realizan actividades de culto, pero no los medios de comunicación", sostuvo el prelado. Por su parte, Sanko aclaró que "ni los funcionarios saben quién de ellos debería hacerse responsable, ya que la radio es un servicio especial". 

Fuente: Gaudium Press.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.